Se inicia un «bloqueo invisible».

El 12 de agosto, el banco de exportación e importación de Washington negó una solicitud de crédito de Chile por 21 millones de dólares. El gobierno de Estados Unidos exige la compensación total para todas las empresas norteamericanas afectadas por las expropiaciones en Chile. Orlando Letelier, embajador de Chile en Estados Unidos, critica este «bloqueo invisible» y lo califica de una injerencia en los asuntos internos. Mientras tanto, el gobierno chileno está tratando de controlar las huelgas y los actos de sabotaje en las minas, lo que le significa al Estado millones de dólares de pérdidas.

Mientras tanto en el mundo…

El presidente estadounidense Richard Nixon anuncia el 15 de agosto el «patrón oro» y congela todas las variaciones de los precios internos durante tres meses. La medida pone término al tipo de cambio fijo internacional acordado después de la Segunda Guerra Mundial, bajo el llamado Acuerdo de Bretton Woods.